Portada » Vídeos » De esta forma tan efectiva paró un coche de la Policía a un conductor fugado

El conductor circulaba con la ITV caducada y no tenía seguro.

Espectacular final de una persecución en la autovía A-49 de Huelva. La Policía Nacional realizaba un control rutinario, dio el alto a un coche y este hizo caso omiso a los agentes, huyendo. Rápidamente, cuatro coches de la Policía persiguieron al sospechoso durante más de 15 km, hasta que uno de ellos, a la altura del municipio de Trigueros, se las ingenió para detenerlo con un sutil y premeditado choque en un carril de salida de la autovía.

Tras el impacto, el coche del sospechoso, un Audi, perdió el control, atravesando la separación entre salida y autovía para incorporarse de nuevo a esta. Otro coche patrulla, que circulaba en paralelo a los dos vehículos accidentados, paró definitivamente el vehículo al chocarse lateralmente, con un impacto mucho más fuerte que el primero.

Persecución de película

Una vez parado en mitad de la calzada, los agentes rodearon el vehículo y procedieron a la detención del ocupante, de nacionalidad española, una vez se habían asegurado que no había sufrido heridas durante los dos choques. Como medida preventiva, una ambulancia le trasladó al hospital para examinarle. Poco después, procedieron a su detención.

Toda la secuencia fue grabada por un tercer coche de la Policía, que se ha difundido en YouTube y publicado en los principales medios nacionales. Según Europa Press, el conductor ha pasado a disposición judicial, para después ser puesto en libertad con cargos. Se enfrenta a un delito contra la seguridad vial y otro por desobediencia. Además, según informó la inspectora jefe de la Policía Nacional de Huelva, Marina Méndez, contaba con antecedentes penales.

Dos agentes heridos

La Policía cumplió con su cometido finalmente, dando caza al conductor, aunque dos de los agentes resultaron heridos en la colisión. El resto de policías registraron el coche para encontrar indicios de delito, pero sólo constataron que el hombre circulaba con la ITV caducada y sin seguro.

Según las primeras pesquisas, ese parece haber sido el motivo principal de la fuga. Además, el conductor dio negativo en las pruebas de alcohol y drogas a las que se sometió, una vez acabó la persecución. Por fortuna, no hubo más accidentes ni heridos.


Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *