Portada » Actualidad » Coches de película que circulan por nuestras carreteras

Coches de película que circulan por nuestras carreteras

Aston Martin DB5 - Goldfinger (1964)
El primero de sus Aston Martin especiales apareció en ‘Goldfinger’, tercera entrega de la saga, y fue todo un éxito. Este Aston Martin le ha dado a la marca británica tanta o más fama que su victoria de 1959 en Le Mans y, dada la popularidad que le concedió, en muchas de las siguientes películas los supercoches adquirieron gran protagonismo. Lo curioso del asunto es que la firma británica no les quiso ceder ninguna unidad por lo que la productora los tuvo que comprar. Aprenderían la lección para el resto de entregas. En esta misma se pudieron ver un Rolls Royce Phantom III, un Lincoln Continental, un Ford Thunderbird, un Ford Ranchero Pick Up o un Mercedes-Benz 180 pontón.

Un estudio de Unespa muestra los coches más extraños que se pueden ver en nuestras carreteras.

Unespa, la Unión Española de Entidades Asegurados y Reaseguradoras, ha elaborado un estudio cuanto menos curioso para los aficionados al mundo del automóvil y a los del cine: ha enumerado algunos de los coches más icónicos de la gran pantalla que nos podríamos encontrar por la calle.

Y sí decimos por la calle porque son vehículos que cuentan con seguro en vigor, por lo que sus dueños los podrían utilizar en cualquiera de los desplazamientos habituales. Es precisamente este el rasgo que permite el conteo y el rastreo de estos vehículos pues, en este estudio, no se contabilizan los que pertenecen a colecciones privadas o museos particulares y que sí podrían estar en nuestro país, algunos de estos habituales de concentraciones o exhibiciones de coches clásicos o exposiciones relacionadas con el cine a los que llegan subidos en una grúa.

Ir a trabajar como James Bond

prueba DeLorean

Este estudio de Unespa ha identificado hasta dos Aston Martin DB5 en nuestro país, el modelo más emblemático de la saga 007, el número de agente de James Bond, un coche que, de estar en buenas condiciones de mantenimiento, está cotizado en varios cientos de miles de euros en las subastas de coches clásicos.

Más llamativo será para muchos que en España haya hasta 20 unidades en la calle del DeLorean DMC, el coche con el que Marty McFly y el doctor Emmett Brown viajaban en el tiempo en la saga ‘Regreso al futuro’; las mismas unidades de Pontiac Firebird, el coche que fue modificado para que tuviera vida propia en la serie de televisión ‘El coche fantástico’.

GMC Vandura – El Equipo A

Otra serie antológica era ‘El equipo A’. Aquí cuatro soldados desertores del ejército estadounidense impartían justicia a bordo de una furgoneta negra, una GMC Vandura. Unespa ha contabilizado 15 unidades de este veh´ciulo comercial en nuestro territorio. Siguiendo en el terreno de las series de televisión, en ‘Corrupción en Miami’ vimos cómo en muchas escenas Sonny Crockett y Ricado Tubbs quedaban ensombrecidos por la presencia de un Ferrari Testarossa del que podemos encontrar hasta 60 modelos en España.

Otros coches curiosos que se hay en nuestras calles son el Volkswagen Beetle de la película Herbie, el que hay 20 unidades; o el Lincoln Continental en el que JFK fue asesinado en Dallas y que, como no podía ser de otra manera, ha protagonizado las diversas adaptaciones que ha habido a la vida y muerte del expresidente estadounidense. De esta berlina se pueden contabilizar hasta 60 unidades en España.  

Modelos más mundanos

Sor Citroën

Pero no solo de rarezas vive el mundo del celuloide. También hay clásicos populares protagonistas de numerosas películas como el Citroën 2CV, el coche con el que una dulce monja sembraba el caos por las calles de Madrid en la película ‘Sor Citroën’ (hasta 8.000 unidades), o el SEAT 1430, con el que Torrente ‘apatrullaba’ la ciudad (unas 1.500 unidades).

A estos habría que sumar modelos más convencionales y actuales. Aunque no hayan ocupado nunca los primeros puestos del mercado. Un ejemplo sería el Mitsubishi Eclipse (unas mil unidades) con el que Paul Walker robaba el protagonismo a Vin Diesel en la saga ‘A todo gas’.


Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *