Portada » Pruebas » Mazda 2 2020: la eco-renovación del urbano japonés

Mazda 2 2020: la eco-renovación del urbano japonés

mazda 2 2020

Ya hemos conducido el nuevo Mazda 2, con sistema microhíbrido y distintivo ECO.

Mazda sigue poniendo al día su gama de productos y tras poner a la venta la nueva generación del Mazda 3,  de lanzar al mercado el CX-30 o de revolucionar el sector con su SKYACTIV-X (disponible por cierto para los dos modelos antes mencionados), ahora centra sus esfuerzos en el más pequeño de todos: el Mazda 2, en su generación 2020.

La actual generación del utilitario nipón fue lanzada al mercado en 2015. Era hora de renovarlo, más si cabe teniendo en cuenta que los principales modelos del segmento B, véase SEAT Ibiza, Ford Fiesta, Renault Clio, Peugeot 208 u Opel Corsa, han puesto sobre la mesa nuevos argumentos para su adquisición.

Mazda 2 2020: leves cambios de diseño

mazda 2 2020 nuevo

En términos estéticos, este Mazda 2 2020 cumple con lo que suele ser un restyling de mitad de vida comercial. Sin variar sus dimensiones (mide 4,07 m), lo primero que hemos notado en vivo es la semejanza con su hermano mayor, el Mazda 3, sobre todo en el frontal.

Aquí, la parrilla ha ganado superficie y ahora se secunda de unas ópticas más afiladas dotadas de tecnología LED desde el acabado más básico. Con el Soul Red Crystal como tono estrella de la gama, el resto de novedades se ciñen a los inéditos juegos de llantas de aleación 15 y 16 pulgadas y un paragolpes trasero de mayor volumen.

Habitáculo de mayor calidad

mazda 2 2020 interior

De puertas para dentro, los cambios siguen siendo igual de sutiles, aunque nos llama la atención el aumento en lo que a calidad se refiere. Si el utilitario japonés ya era uno de los mejor valorados en este ámbito, en este Mazda 2 2020 la sensación aumenta. Se perciben materiales blandos en salpicadero y puertas, mientras que los ajustes parecen estar mejor rematados incluso.

Visualmente, destacan las nuevas tapicerías (con opción de equipar el cuero en el acabado más alto) o el nuevo marco de la pantalla de tipo flotante de 7,0 pulgadas. De esta última hay que detallar que parece más intuitiva en el manejo, pese a que su función táctil solo es útil en parado (en marcha se emplea el dial circular del túnel central). Sí ha mejorado en lo que respecta a la conectividad, al ser compatible tanto con Apple CarPlay como con Android Auto.

Mismo espacio, más equipamiento

En lo que respecta a la vida a bordo del Mazda 2 2020, la zona trasera sigue siendo más apta para dos ocupantes, mientras que el maletero mantiene sus 250 litros, en la parte baja del segmento. Delante, conductor y pasajero sí irán algo más cómodos gracias a la nueva estructura de sus asientos que, según Mazda, reduce la fatiga al volante y proporciona una postura más natural.

En el desafortunado caso de encontrar algo de fatiga, el vehículo está dotado de un amplio elenco de asistentes a la conducción, tales como asistente de frenada de emergencia en ciudad con detección de peatones nocturno, el asistente activo por cambio involuntario de carril, etc.

Y ya que mencionamos el equipamiento, decir que puede incorporar elementos tan prácticos como el retrovisor interior autocrómico, el Head-up display, la cámara de visión 360º con sensores de aparcamiento delanteros y traseros. O también los asientos calefactables.

Motor de etiqueta ECO

mazda 2 2020 eco

Dentro de las livianas mejoras estéticas, el motor es el que centra el gran protagonismo de este actualizado Mazda 2. La firma de Hiroshima no solo ha simplificado su gama al máximo (desaparece la versión de 75 CV), sino que el SKYACTIV-G de 90 CV únicamente se oferta con transmisión manual.

Combinación que en Mazda tildan de ganadora, más aún con la que es su gran novedad: la tecnología M Hybrid. En efecto, el Mazda 2 2020 se convierte en el tercer modelo de la firma en incorporar la hibridación ligera. Sistema que deriva del empleado en los Mazda 3 y CX-30. Une el freno regenerativo i-ELOOP con un generador reversible integrado (B-ISG) accionado por una correa de 22,5 V que suministra energía a los diferentes sistemas eléctricos del vehículo al tiempo que asiste en las arrancadas.

Sólo con transmisión manual

Disponible únicamente con la transmisión manual de seis relaciones (aunque por 2.450 € se oferta el automático, Mazda solo estima un 5% de las ventas), esta tecnología incide directamente rebajando el consumo y las emisiones de CO2, permitiendo homologar 5,3 l/100 km y 94 gr/km, respectivamente. Valor, en el caso del primero, al que es sencillo acercarse incluso pese a rodar por ciudad. De media y durante la ruta preparada por la marca, nuestro gasto rondó los 6 l/100 km.

Ni que decir tiene que este sistema mild-hybrid viene directamente asociado al distintivo ECO de la DGT, con los beneficios que ello supone como, por ejemplo, la bonificación del 50% en la zona SER, algo muy a tener en cuenta dada su condición urbana.

Primera prueba: dinámica de conducción

En marcha, el sistema M Hybrid de este Mazda 2 2020 se percibe, principalmente, en las arrancadas, al dotarle de cierto punch en los primeros metros y mitigando ese carácter de bloque atmosférico. Más allá de esa primera arrancada y de la comentada incidencia del i-Stop, el funcionamiento de este SKYACTIV-G es el conocido.

Es un propulsor al que le gusta ir alto de vueltas, pues sus 90 CV no solo aparecen a las 6.000 rpm, sino que para sentir los 148 Nm de par máximo, hay que lleva la aguja hasta las 4.000 vueltas. Por suerte, su linealidad evita que tengamos que hacer un uso intensivo de la caja de cambios, aunque en el caso de requerirlo la palanca ofrece un guiado perfecto.

Hablando de guiado, una de las virtudes de este nuevo Mazda2 2020 en materia de dinamismo es el montaje del sistema G-Vectoring Control Plus, con el que la precisión en curva es más patente. En este sentido, también ayuda un nuevo esquema de suspensiones, con un tarado algo más firme que le dota de más estabilidad.

Mazda 2 2020: gama y precios

mazda 2 2020 precios

Las primeras unidades del modelo llegarán a los concesionarios españoles desde esta semana de enero. Disponible en cuatro acabados: Origin, Black Tech Edition, Zenith y Signature. Desde el más básico ya incorpora las llantas de 15 pulgadas, el aire acondicionado, arranque por botón, faros LED, sistema de presión de los neumáticos, pantalla interior de 7 pulgadas con Apple CarPlay y Android Auto, control de velocidad, asistente de frenada de emergencia en ciudad con detección de peatones nocturnos (gran novedad), sistema de asistencia al arranque en pendientes, sensores de aparcamiento trasero, sistema G-Vectoring Control Plus. Todo por un precio que parte de los 19.000 €.

No obstante, la gama prevé que el nivel Black Tech Edition sea el más solicitado por los compradores. De incorpora el Black Tech Edition, nivel que se convertirá en el más demandado según la marca, el sistema de aviso y prevención de cambio de carril, la cámara de visión trasera, el climatizador automático, los sensores de lluvia y luces, las llantas de 16” o el botón Sport, que será exclusivo del cambio automático (es el único acabado que lo admite). Los precios parten desde los 19.675 € en el manual y 22.125 € en el caso del automático (es el único que puede montarlo).

En el caso de los dos acabados restantes, Zenith y Signature, sus precios comienzan, respectivamente, en los 20.675 € y 22.025 €.

Texto: Karam el Shenawy. Fotos: Mazda.


Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *