Portada » Coches 360 » Mercedes-AMG GT R: interior en 360 grados

Mercedes-AMG GT R: interior en 360 grados

mercedes-amg gt interior

El deportivo coupé de Mercedes se actualiza con ligeros cambios estéticos y equipamiento.

A finales de 2018 el Mercedes-AMG GT R coupé (existe también una versión Roadster descapotable) introdujo algunos cambios estéticos en interior y exterior, así como una ampliación de su equipamiento. Aparecido en 2014, el flamante deportivo de la división AMG ha ido evolucionando con los tiempos en digitalización y ayudas a la conducción. Aunque siempre manteniendo la pureza de la conducción en circuito o en autopistas sin limitaciones de velocidad, como las alemanas.

El AMG GT R que te mostramos es la versión superior de la gama de 2 puertas (recientemente se ha añadido una variante coupé de 4 puertas. El primero es de líneas más deportivas. Posee un potente motor V8 de 4.0 litros y 585 caballos, tracción trasera y cambio automático de doble embrague.

Deportivo y digital

mercedes-amg gt interior

Entramos en el interior del Mercedes-AMG GT R y nos encontramos un interior biplaza. Está preparado para la conducción deportiva, con el añadido de un flamante cuadro de instrumentos digital, acompañado con una pantalla central flotante de 8,4 pulgadas. Así, los mandos físicos se reducen, aunque no desaparecen del todo, como algunos controles de climatización y audio, el mando de control manual de la tracción o el propio ‘joystick’ de la consola central, para manejar los menús de la pantalla.

En cuanto a los asientos, el AMG GT-R opta por unos de tipo baquet. Su estructura está aligerada pero se adapta perfectamente a la forma de la espalda para mitigar la fatiga generada por la velocidad. Desde ellos se pueden manejar con soltura los diferentes controles de la consola. Por ejemplo, el control dinámico de conducción, con diferentes modos: C (Controlled Efficiency), S (Sport), S+ (Sport Plus), I (individual) y RACE.

Volante de competición

De su puesto de conducción llama la atención, sobre todo, su volante AMG Performance. Está cubierto con microfibra dinámica negra, que proporciona la mejor combinación entre agarre y manejo preciso. Su forma aplanada patentada por AMG está heredada del mundo de la competición GT, enfatizando la deportividad de todo el cockpit. Además, sus botones de control táctil colocados de forma ergonómica facilitan una conducción intuitiva.

En cuanto a la parte trasera, una barra de protección horizontal recorre todo el espacio de la ventanilla trasera. El maletero no es muy amplio, como es habitual en este segmento, aunque sus 175 litros de capacidad dan para introducir dos pequeñas maletas, ideal para escapadas esporádicas de fin de semana.

Mercedes-AMG GT R: equipamiento y extras

El equipamiento de serie de este Mercedes-AMG GT R cuenta con numerosos elementos interesantes para su interior, como un completo sistema de seis airbags, incluidos los de rodillas para conductor y acompañante. También el número de asistentes incluidos con el coche son numerosos, como la alarma de cambio involuntario de carril, alerta de cansancio ATTENTION ASSIST, asistente de frenado activo o la ayuda de arranque en pendientes.

También incluye un completo sistema de cámaras, de marcha atrás, frontal y control de ángulo muerto. Como extras destacan el asistente activo de distancia DISTRONIC, el sistema pre-colisión PRE-SAFE, el volante con ajuste eléctrico y los asientos calefactados o con apoyo lumbar con 4 vías de ajuste. Asimismo, se le puede dar un aspecto diferente al interior gracias a la instalación de cristales calorífugos tintados oscuros en ventanillas y lunetas traseras.

Fotos: Paloma Soria.


Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *