Portada » Actualidad » Cinco de las 27 sillas infantiles analizadas por el RACE no son nada recomendables

Cinco de las 27 sillas infantiles analizadas por el RACE no son nada recomendables

Sillitas infantiles

El segundo informe sobre sistemas de retención infantil realizado por el RACE deja al descubierto cinco sillas que no aprueban los test. Una de ellas consigue además la calificación más baja: una estrella.

Como ya comienza a ser tradicional, el Real Automóvil Club de España (RACE) acaba de lanzar el segundo informe de este 2021 relacionado con la valoración y evaluación de los sistemas de retención infantil (SRI). En este segundo informe 2021 se han valorado y calificado un total de 27 sistemas de retención infantiles distintos, englobando todos los tamaños, en los que se ha evaluado su seguridad, la facilidad de uso, la ergonomía y la presencia de sustancias nocivas.

De todos los evaluados, 14 de los SRI objeto del ensayo obtuvieron la calificación de cuatro estrellas, mientras que otras ocho obtuvieron la calificación de tres estrellas. Estos SRI no solo superan claramente los requisitos legales, sino que los fabricantes han tenido en cuenta nuestros elevados estándares para ensayos de consumo a la hora de desarrollar sus productos.

Cinco sistemas a evitar

En cambio, en el otro lado dela balanza han aparecido nada menos que cinco modelos con dos o menos estrellas. Cuatro de ellas consiguieron dos estrellas, son sillas infantiles convertibles desde el nacimiento hasta los 12 años; una etapa en la que normalmente se utilizan tres tipos diferentes de SRI. Obviamente, el desarrollo de este tipo de sillas estuvo sujeto a una serie de consideraciones que tienen un impacto negativo en la seguridad y el uso. Las cargas más elevadas de los maniquíes en los ensayos de impacto, el gran peso que dificulta la instalación y los diferentes tipos de instalación necesarios para un uso tan prolongado aumentan el riesgo de errores por parte de los usuarios, lo que en última instancia conlleva calificaciones inferiores a la media.

De entre todos ellos, el modelo Oreo 360 II de Osann no cumple los estrictos criterios sobre sustancias nocivas y, por tanto, su calificación global es de una estrella. La muestra tomada de la funda de la silla contenía ftalatos DPHP que pueden dañar la tiroides y la pituitaria.

Compara y elige bien

Sillitas infantiles

Antes de comprar un SRI, los padres deben informarse sobre los productos disponibles. Los resultados de 2020 se pueden comparar directamente con las calificaciones actuales: todos los SRI que han obtenido calificaciones de bueno y satisfactorio desde 2015 continúan siendo recomendables.

No todos los SRI se adaptan con la misma facilidad a cualquier tipo de coche y las preferencias personales de padres y niños pueden ser diferentes. Por lo tanto, se recomienda evitar comprar un SRI a ciegas. Así, lo mejor es llevar el propio vehículo y al niño o niña cuando se vaya a adquirir un SRI y probar los modelos disponibles antes de comprarlo. Se debe tener en cuenta lo siguiente:

  • Los SRI deben permitir una instalación ajustada y estable en el vehículo. Sobre todo en coches más antiguos, las largas correas de los enganches de los cinturones pueden impedir que algunos modelos de SRI queden bien sujetos.
  • Para obtener una sujeción óptima, conviene asegurarse de que los cinturones van lo más rectos posible de forma que no se puedan doblar.
  • En concreto, en el caso de los portabebés, es necesario asegurarse de que la longitud de las correas del cinturón de seguridad resulta suficiente para ajustar el SRI con total seguridad. Si las correas son demasiado cortas para un portabebés convencional, intente instalar un SRI con una base independiente.
  • En el caso de los elevadores con respaldo, puede ocurrir que el cinturón de seguridad no se retraiga cuando el niño se inclina hacia delante. Si fuese el caso, trate de encontrar un SRI cuya posición de guía de la banda diagonal se adapte mejor a la geometría del cintu-rón de seguridad de su coche.
  • Los SRI con homologación semiuniversal (por ejemplo, los SRI con pie de apoyo) no se adaptan a determinados asientos de coche. Estos productos vienen con una lista de mo-delos de coche compatibles que permite a los consumidores comprobar si los SRI se pue-den usar en sus coches.
  • Los SRI que constan de 2 piezas (armazón de silla y base Isofix) suelen ser más fáciles de instalar porque son más ligeros y pequeños que los SRI de una sola pieza. Las sillas que gi-ran lateralmente facilitan la colocación y abroche del niño en el SRI.
  • El manual del coche contiene notas e instrucciones sobre qué SRI están permitidos y có-mo instalarlos.
Se recomienza el uso de sillitas infantiles hasta que midan 150 cm

Tras la compra, se recomienda familiarizarse con el uso del SRI. Se deben consultar siempre los manuales, tanto del SRI como del coche. Una correcta instalación del SRI resulta fundamental para la protección del niño o niña en caso de accidente.

  • Conviene asegurar que los cinturones quejan bien ajustados.
  • Es importante estirar bien el abrigo del niño o niña por debajo de la banda subabdominal para garantizar el máximo ajuste.
  • Además, tanto el tamaño de las bandas como el de la base del respaldo deben adaptarse conforme el niño crece.
  • Nunca debe cambiarse a un SRI mayor antes de tiempo.

Karam El Shenawy

Enamorado del motor y de todo lo que le rodea. La fortuna y las vicisitudes de la vida me permitieron trabajar en mi gran pasión. Cada coche, al igual que cada día, es una oportunidad de aprender un poco más.

Ver todas las publicaciones

Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *